Blanquear la ropa amarilla con lejía

lauraHogar Comments

La ropa con el tiempo pierde color y, si hablamos de la ropa blanca, no hay nada peor que ver como aquella camisa, vestido o ropa de bebe que guardábamos se vuelva amarillenta. Seguro que la primera opción es lavarla con un blanqueante, que en la mayoría de los casos no le devolverá el color blanco de la primera vez que la compramos o vestimos. Otra opción es tirarlas directamente, con la pena de hacerlo y la sensación de haber tirado el dinero.

Pero para esto también hay una solución. Este es un truco de las abuelas de toda la vida que hace recuperar la blancura de nuestras prendas al momento, dándole la el mismo brillo y tono de la primera vez. Este remedio casero de la limpieza está en desuso y casi desaparecido.

Lo que necesitaremos es un barreño adecuado a la prenda que queramos recuperar quitándolo el tono amarillo característico del paso del tiempo. También necesitaremos unos guantes, estos son importantes para evitar quemarnos. Finalmente, el último elemento del truco es la lejía de toda la vida, la de siempre, que olía fatal y que odiábamos. Como complemento final, un tenedor, sí, lo habéis leído bien, un tenedor.

Haremos lo siguiente: pondremos unos dos o tres dedos de lejía en una olla que no utilicemos y esperaremos a que hierva esta. Una vez que esté hervida la retiramos y la vaciamos en el barreño. Está claro que antes de vaciarla nos habremos puesto unos guantes de cocina que protejan las manos de las salpicaduras. Apartamos la olla e introducimos la prenda en la lejía. Aquí entra en juego el tenedor, que utilizaremos para remover la prenda en la lejía y así evitaremos mojarnos. Notaremos inmediatamente que el la lejía adopta un color amarillento. Eso es que está funcionando. Tenemos que impregnar bien la prenda con la lejía.

Lo que no consigue el detergente lo ha conseguido la lejía.

Este truco que usaba tu abuela funciona, pero la forma en la que te enseñaron a ahorrar, no. Descubre por qué ahorrar no funciona, el secreto está en preahorrar.

3 artículos recomendados: